Las diferentes agujas usadas en acupuntura:

Las agujas

En la acupuntura se usan agujas muy finas que se inserta en la piel en ciertos lugares del cuerpo por donde pasan los canales de energía llamados meridianos.

Cada meridiano se dice que se refieren a un órgano específico del cuerpo y las agujas tratan de desbloquear estos canales para permitir que la energía circule libremente, restableciendo el equilibrio al cuerpo.

Acupuntura


Materiales de acupuntura: Agujas

En la antigua China se utilizaban 9 tipos de agujas distintas, pero hoy en día la mayoría son de acero inoxidable y en algunos casos se utilizan agujas de plata o de oro ya que se atribuyen distintos efectos terapéuticos. Las agujas pueden ser de punta fina, mediana o gruesa, varían de 0,12 mm hasta 0,35 mm de diámetro.

En la actualidad las agujas son de un solo uso y vienen envasadas en recipientes estériles, existen distintos rangos de longitud dependiendo de la zona a tratar, estos son de 8 mm a 7 cm.

Una vez que la aguja está insertada en su posición, el acupuntor puede dejarla un tiempo determinado sin tocarla o ajustar las agujas durante este tiempo, levantándola, bajándola o haciéndola vibrar y girar.. Algunas agujas muy pequeñas pueden dejarse durante varios días, si es un tratamiento que así lo indique.

Las agujas se introducen de uno a tres centímetros, si bien en algunos meridianos se puede profundizar más, hasta cinco o seis centímetros.

Las agujas para acupuntura especializada

Aparte de las agujas filiformes, hay una serie de tipos de aguja especializada que pueden ser utilizadas para condiciones específicas.

Aguja de tres filos: se trata de una aguja gruesa con un cuerpo triangular y una punta muy afilada, con la forma de una pequeña lanza. Con esta aguja de tres filos se pretenden perforar los vasos sanguíneos con el fin de extraer sangre.

Aguja de la flor del ciruelo: en realidad se trata de un grupo de siete agujas filiformes ordenadas juntas en forma de una flor y sujetas a una cabeza de martillo con un mango largo. El mango suele ser flexible, algunos tipos son desechables y otros tienen una cabeza desmontable para la esterilización. Este conjunto de agujas pueden ser aplicadas en un canal o en puntos específicos.

Agujas intradérmicas: son muy finas y cortas, se utilizan en puntos específicos, a menudo los oídos (auriculoterapia). Se insertan de forma muy superficial en la piel, estas agujas pueden dejarse en el lugar durante varios días y para ello se cubren con cinta.

Las agujas de presión: estas agujas se utilizan cuando el lugar a tratar debe ser estimulado durante largos períodos de tiempo, las agujas son muy pequeñas y deben mantener la presión en el punto deseado durante todo el tiempo. Para obtener resultados óptimos se utilizan parches adhesivos quirúrgicos esterilizados, con el fin de mantener las agujas en su sitio. Este tratamiento lo podemos observar sobretodo en la acupuntura en el oído externo.
  • Las gujas de acupuntura son mucho más finas que las utilizadas en las inyecciones y ademas son sólidas, no huecas.